Estamos tan acostumbrados a celebrar los pequeños éxitos como si fueran grandes victorias, que cuando conseguimos una, nos tenemos que pellizcar las mejillas varias veces para que todo esto no sea un sueño.

No es una tarea fácil poner a tantas partes de acuerdo, ya que además de colaborar de manera conjunta las entidades animalistas de nuestro pueblo, hemos recibido el apoyo del Ajuntamiento de Sant Fost de Campsentelles a través de la Regidoría de Benestar Animal (concejalía de Bienestar animal) que se ha encargado de la sanitización de los contenedores, adaptación y pintado, y del Consorci de Residus del Vallès oriental, que es el organismo responsable de la gestión de residuos orgánicos de la comarca, que es quien ha cedido los contendedores.

El proyecto como tal, consistía en adaptar contenedores de fibra de vidrio y con doble entrada-salida para los gatos, y una puerta lo suficientemente grande para que podamos entrar los alimentadores y colocar el pienso, el agua o las mantitas para que no pasen un invierno tan duro.

Contenedor en su ubicación definitiva junto a la señalización municipal de colonia controlada

Esto es un auténtico paso de gigante para nosotros, porque son varios los objetivos que conseguimos de una sola tacada. Los beneficios que obtenemos son claros:

  • Alimentación controlada. Se evita dejar los comederos y bebederos a merced de la intemperie: la lluvia estropea la comida, el viento arrastra los comederos y vuelca el alimento y al estar en un lugar visible, es devorado por palomas, tórtolas y si es zona ajardinada, por las hormigas.
  • La higiene. Al estar en un espacio controlado, nos facilita la limpieza de los comederos por no estar expuestos en el apartado mencionado anteriormente.
  • Refugio. Los inviernos son duros para nuestros gatos, y más cuando son mayores o padecen alguna enfermedad. Al estar dentro de un espacio cerrado y protegido, con mantas y alimentos mejoramos notablemente su calidad de vida.
  • Visibilidad. La ubicación de estos contenedores repartidos por el pueblo, nos hace visibles a nosotros y a nuestras colonias, ya que mucha gente desconoce la gravedad de la situación de las colonias urbanas felinas y nos va a permitir que aumente la sensibilización por parte de nuestros vecinos.
  • Institucionalización. Es un gran paso, ya que la implantación de los contenedores por parte del ayuntamiento es un reconocimiento y un apoyo a nuestra labor, lo que nos reafirma en nuestras tareas después de tantas ocasiones en que nos han dado ganas de tirar la toalla.

Dos de los contenedores entregados en el acta de presentación a los medios locales

De izquierda a derecha: Acto oficial entrega de llaves: Miguel (Adyla), Pere Raspall (Regidor promoció economia y cooperació), Montserrat SanMartí (Alcaldesa), Angélica (AdA) Albert Bastida (concejal bienestar animal), Maika (ADA)

No podemos decir que seamos pioneros en la implantación de los contenedores, ya que en poblaciones de Catalunya como Abrera, El Prat, Esparraguera, Sant Boi, Sant Just Desvern y en otras comunidades como Navarra, Guadalajara, A Coruña, Valencia, Murcia están implantados, y cada vez hay más municipios repartidos por toda la península que lo están haciendo.

No contamos que de la noche a la mañana se nos llenen de gatos nuestros contenedores, pero sabemos que además de desconfiados son muy curiosos, solo es cuestión de tiempo en que los podamos ver dentro disfrutar de una cálida camita.

Os animo desde aquí, a que impulséis a vuestros ayuntamientos que secunden estas iniciativas a través de la economía circular, ya que todos vamos en el mismo barco. Procurar el bienestar de las colonias es objetivo de todos.

ADYLA

Por seguridad debes rellenar el formulario en menos de 60:00 minutos.

Puedes contactar con nosotros mediante el siguiente formulario.

Todos los campos con * son obligatorios

¡Comparte!

General
hace 5 meses

¡Comparte!